martes, 15 de abril de 2008

EL MAESTRO HABLA


El papa Benedicto XVI ha asegurado estar “profundamente avergonzado” por los casos de pederastia de la Iglesia Católica en Estados Unidos, país al que viaja para comenzar su primera visita desde que fue elegido Pontífice.
“Excluiremos absolutamente la pederastia del Ministerio sagrado”, ha dicho el Pontífice a los periodistas que viajan en el interior del avión. “Estamos profundamente avergonzados y haremos todo lo posible para que esto no ocurra en el futuro”, ha añadido.
Será hijoputa el tío, lo que tiene que hacer es mandarlos a la carcel, cosa que NUNCA ha hecho la jerarquía eclesiástica que ha protegido a los pederastas curas, obispos y arzobispos

1 comentario:

Pepe dijo...

RATZINGER ORDENÓ SILENCIAR
LOS ABUSOS A MENORES BAJO
AMENAZA DE EXCOMUNIÓN
La prensa internacional recogía estos días que Benedicto XVI llegó a los EE.UU., donde se encuentra de visita oficial, con un "mensaje de disculpas por los abusos sexuales contra menores perpetrados por algunos sacerdotes en este país". Ninguno de los grandes medios de comunicación que reprodujeron las palabras del Papa se atrevió a recordar que, en realidad, fue Joseph Ratzinger quien ordenó explícitamente a los obispos estadounidenses que ocultaran los casos de pederastia a la justicia ordinaria, amenazando con la excomunión a quien osara revelar el "secreto pontificio".

Muy interesante el artículo de C. Venaya en esta pág:
http://www.canarias-semanal.com/