miércoles, 23 de diciembre de 2009

Calamidad

El Tribunal Supremo ha aumentado de dos a diez años de inhabilitación para ejercer como magistrado al juez Fernando Ferrín Calamita por un delito de prevaricación judicial por retrasar la adopción de una menor que había sido solicitada por la compañera sentimental de la madre biológica.

Así lo ha dispuesto la Sala de lo Penal del TS, que ha rechazado el recurso presentado por el juez de Murcia contra la decisión del Tribunal Superior de Justicia de esta Comunidad, que le condenó a dos años, tres meses y un día de inhabilitación por un delito de retardo malicioso en la administración de Justicia con la agravante de desprecio de la orientación sexual.

En la sentencia conocida hoy, el Supremo le considera responsable de un delito de prevaricación judicial no continuado, por el que le impone además una multa de 720 euros y una indemnización de 6.000 euros para la mujer que adoptó a la menor.

El juez Calamidad, del que en éste blog hemos dado cumplida información y crítica, es un prevaricador, y además es idiota, le ponen 2 añicos y ¡recurre!. Ah Calamidad..., ¡pues toma!, ahora 10 y 6.000 €, sigue recurriendo majo, sigue recurriendo.

2 comentarios:

azotacuras dijo...

A este calamidad de Calamita tambien lo sufrimos en Huesqueta hace ya unos años, pero ascendió y libramos de él, como ahora nos va a pasar con Sanz Montes otra calamidad. Pero no desesperamos, ya que vestidos de negro, ya sea de toga o de sotana, nos queda aún mucho cretino que aguantar y que a lo mejor hacen buenos a los ya pasados.

El Morgan dijo...

En nuestro pueblo, siempre nos ponen a los más tontos. Claro que..., no conozco Córdoba, desde la distancia la imaginaba como el paraiso terrenal: rojos, ateos y masones, amén de herejes varios, campando a lo ancho y largo de la ciudad, para enterarme a través de los escritos de Manuel H. que en lo social, eran los curas los que mandaban.
Será que nos lo merecemos