sábado, 4 de agosto de 2012

¿El rey caído?

¿Cuantas veces se ha caído su campechana majestad? Esquiando, navegando, cazando, follando (estoy convencido que la última fractura de cadera se la hizo en Bostwana, pero haciendo el salto del tigre con su amante), pasando revista a las tropas... Pero la cuestión no es por qué cae un rey sino por qué no cae la monarquía.

Este rey no para de caerse, de cagarla, de chupar del bote, de pedir perdón, de encubrir corruptos como él... ¿y qué? La monarquía española está garantizada con un sano príncipe que a su vez también tiene hereu. Los Borbones se perpetúan y sus vasallos (nosotros/as) nos limitamos a comentar las andanzas de nuestro rey y de sus yernos. Je je con el Marichalar, qué cabrón el Urdangarín, qué flaca está la Leti, que tonta es la infanta Elena y qué torpe y bribón es el Juancar.

¡Ya está bien de toda esta mierda! ¡Hablemos de la monarquía! una institución antidemocrática por definición. ¡Redactemos una nueva Constitución laica y republicana!
Ya queda menos para la IIIª, pero ¡hay que empujar un poco, hostia!

2 comentarios:

Josefo el Apóstata dijo...

El Príncipe Felipe promete que tropezará tanto como el Rey

Lisístrata dijo...

yo creo su campechanidad se cae en connivencia con el gobierno del PP. Le llama el Rajoy y le dice:_Majestad, necesitamos un numerito para q la gente hable de usted y no de lo que le robamos_ y el va y se cae, así de simple, más a sabiendas q los recortes no llegarán a él ni los de la guillotina tampoco entretanto el populacho tenga entretenimiento, aunque sea a su costa.

Ah! y en Bostwana no creo q se lesionara precisamente follando, jajajaja, y menos haciendo el salto del tigre, no sé... lo veo yo mu pachucho pa eso, ni con viagra, HOIGAN!

ABRAZO ANTICLERICAL